¿Hay una dictadura de lo políticamente correcto?

No tengo datos suficientes para  contestar afirmativamente. No puedo probar que exista una dictadura de lo políticamente correcto. Una dictadura que lanza un mensaje no vinculante pero que vincula. Una dictadura que pone altavoz a ciertas noticias y sordina a otras.

!De repente, una noticia parece confirmar que sí hay una dictadura de lo políticamente correcto! Es el caso de Rusia. La URSS era un régimen comunista que era criticado x medio mundo y valorado x otro medio. Hoy Rusia no tiene apenas defensores en la opinión pública mundial. Al contrario, la crítica en el mundo occidental es muy generalizada.

Pues bien la noticia es: “el pueblo ruso apoya la mención de Dios y la definición verdadera de matrimonio en su Constitución“. Hace una semana que por referéndum los rusos votaron afirmativamente (más de 57 millones de personas)  en porcentaje de mÁS del 78 %. La participación fue del 65 %. WIKIPEDIA lo recoge.

¿Qué me llama la atención? El silencio absoluto de este referéndum en el mundo occidental, en particular, en España. En España !ningún medio escrito ha dado la noticia! (que sepa) !Me parece inverosímil! Busque en internet “referéndum en Rusia” y usted mismo.

¿Hay una dictadura de lo políticamente correcto? Parece que ciertas noticias se silencian x que no están en la onda.  El referéndum ruso es un ejemplo.

Un comentario sobre “¿Hay una dictadura de lo políticamente correcto?

  1. Preguntada la conocida periodista especializada en la transición Victoria Prego en una entrevista en la fundación March (03.02.2017) sobre qué habían hecho de bueno los sucesivos presidentes de gobierno de España, al llegar a José Luis Rodríguez Zapatero se la vio que no sabía qué contestar y entonces solo dijo “la aprobación del matrimonio homosexual”.
    Ciertamente, dudo que ella respondiera eso por corrección política; en todo caso su afirmación llega a muchos oídos y sirve para crear un ambiente de opinión al que no es fácil sustraerse. Quien, sobre todo en política, dijera algo contrario al “matrimonio homosexual” sería etiquetado de ultracatólico, preconciliar, tridentino… y ninguneado. Eso sin razonar, claro.
    La corrección política es una plaga atroz instalada en las sociedades occidentales hace decenios. En su vertiente de las ideologías de género, demolición a cámara lenta para la persona, para la familia, para los grupos sociales y para los pueblos y naciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies